Llega al mercado la segunda generación de las impresoras Witbox y Hephestos de bq

Hephestos

Durante la bq Open Day la compañía española ha querido presentar ante los números asistentes al evento una serie de novedades muy orientadas a diversos campos tecnológicos como puede ser la robótica, el internet de las cosas, telefonía con nuevos smartphone y table y, como no, el mundo de la impresión 3D donde directamente han presentado una segunda generación de sus impresoras más famosas, la Witbox y la Hephestos.

Entrando un poco más en detalle, por un lado tenemos lo que bq ha bautizado como Hephestos 2, una impresora 3D bastante sorprendente en cuanto a aspecto que evoluciona notablemente respecto a la versión anterior ya que, en lugar de apostar por piezas de plástico en esta ocasión los diseñadores e ingenieros de bq lo con piezas metálicas en su gran mayoría para así conseguir un resultado, como puedes ver en las imágenes, mucho más profesional, algo que ya demandaban los usuarios.

Además de todo lo anterior, destacar que la Hephestos 2 ahora cuenta con un nuevo display gráfico, extrusor rediseñado, placa de control y guías lineales en el eje X manteniendo sin embargo los recogecables de cadena igus de la generación anterior. Antes de continuar, comentarte que, si estás interesado en hacerte con una bq Hephestos 2 el precio finalmente se situará en los 850 euros, un precio que se ha elevado considerablemente, sobre todo si tenemos en cuenta que la primera versión llegó al mercado por 500 euros.

Como detalle bastante peculiar y llamativo, comentarte que la bq Hephestos 2 se vende en forma de kit, es decir, al comprarla lo que te llegará a tu casa es una serie de piezas que deberás montar siguiendo unas, al parecer, sencillas instrucciones de montaje. Digo sencillas ya que durante la exposición y presentación de la impresora, un empellado de la compañía ha montado una unidad en tan sólo una hora de trabajo.

Finalmente hablaremos de la Witbox 2, un modelo que, al contrario que la anterior destacar por sus excelentes acasos mejorando notablemente las prestaciones de su predecesora. En esta también crece el precio, ya que hablamos de 1.700 euros, precio por el que nos encontraremos con una impresora dotada ahora de un nuevo extrusor capaz de trabajar con materiales flexibles, display gráfico más completo que le anterior o una notable reducción del ruido generado por los ventiladores.

Te puede interesar

Escribe un comentario