PassivDom es capaz de fabricar una casa impresa en tan sólo 8 horas

PassivDom es una nueva empresa con sede en Ucrania que acaba de ser noticia a nivel europeo por demostrar durante la celebración del Apis Cor, un evento celebrado hace unas semanas en Rusia, que disponían de la tecnología necesaria para conseguir imprimir una casa en tan sólo 8 horas. De momento la idea es que la empresa comience a trabajar en Ucrania y Estados Unidos a final de año.

Entrando un poco más en detalle, lo más interesante de este proyecto es que se puede llegar a fabricar una casa en tan sólo 8 horas haciendo uso de tecnologías de impresión 3D aunque, como ellos mismos indican, este tiempo crece hasta las 24 horas por casa ya que ventanas, puerta, plomería y electricidad deben de ser instaladas de forma manual.

PassivDom nos muestra sus atractivas casas prefabricadas de 32.000 dólares.

Por otro lado y no menos interesante, estas nuevas estructuras han sido declaradas como autónomas ya que han sido dotadas de la tecnología necesaria para ser capaces por sí mismas de generar energía y agua gracias, entre otras cosas a la instalación de paneles solares en su tejado o un sistema de recuperación de agua del ambiente.

En cuanto a la tecnología necesaria para fabricar estas casas, comentarte que PassivDom ha desarrollado un robot de siete ejes que es el responsable de fabricar e suelo, paredes o el techo con un espesor de 20 cm. Entre los materiales utilizados para esta construcción destacar el uso de resina, fibras de basalto, poliuretano, fibra de vidrio e incluso fibra de carbono.

PassivDom interior

Tal y como ha comentado el propio Max Gerbut, fundador y CEO de PassivDom:

PassivDom es la primera casa en el mundo móvil y transportable debido a que se hace uso de materiales avanzados y desarrollos únicos por nuestros ingenieros, PassivDom tiene el mayor rendimiento térmico de los edificios residenciales. Las paredes también pueden mantener el calor como si fueran ladrillos. Las características térmicas son suficientemente altas para utilizar 20 veces menos energía que un edificio tradicional. Es por esto que es posible lograr una completa autonomía fuera d ella red en un clima frío, sin la necesidad de que el sistema de calefacción técnica y costoso.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *