Volkswagen recurrirá a la impresión 3D para la fabricación de piezas para sus clásicos

Volkswagen

Sin lugar a dudas hay un verdadero mercado cada vez más poderoso que quizá esté pasando desapercibido para muchos, hablamos del mercado de los vehículos antiguos o clásicos, ese en el que comercializar un vehículo con bastantes años y muy bien conservado puede ser un activo bastante interesante que puede dar mucho más dinero del que podamos imaginar.

Lejos de hablar de verdaderas joyas históricas del mundo del automóvil fabricadas por marcas como Porsche, McLaren, Ferrari, Bugatti… hoy quiero hablarte de vehículos mucho más fáciles de adquirir y ver por nuestras calles como pueden ser los clásicos de Volkswagen, una compañía que busca en la impresión 3D una salida para conseguir fabricar piezas para esta clase de mercado, muy en alza, aunque parece que aún se les resiste la tecnología.

Volkswagen trabaja en el desarrollo de una nueva metodología con la que conseguir fabricar piezas para sus clásicos mediante impresión 3D.

Como detalle, comentarte que Volkswagen se ha puesto manos a la obra debido a que varios proveedores externos han dejado de fabricar determinadas piezas para algunos de sus vehículos antiguos más codiciados, lo que supone un gran problema, sobre todo si la marca está interesada en seguir manteniendo ese mercado clásico que tan bien les está funcionando en los últimos años.

La solución a este problema, según la propia Volkswagen, la encontramos en la impresión 3D aunque, lamentablemente y de momento tan sólo la han utilizado para el diseño y la fabricación de determinadas piezas destinadas a ser montadas en sus concept car y show car que suelen presentar en cada salón del automóvil, nada de diseñar y fabricar piezas que posteriormente se deberán montar en vehículos de producción.

Poco a poco la empresa ha ido dando sus pasos en este sentido y, de pasar a fabricar una pieza que no estuviese relacionada con la seguridad del vehículo, que no fuese visible y que fuese lo más pequeña posible, concretamente una pieza destinada a los Volkswagen Corrado antiguos destinada a evitar que las manillas de los elevalunas manuales rocen con la tapicería en cuero de las puertas, se han puesto a trabajar en otro tipo de piezas de mayor tamaño aunque, todavía, sin que puedan afectar de ninguna manera a la seguridad de un vehículo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *